Por: Daniela Tapia
Créditos Imagen: negativespace.co

Freelancers están tomandose el mundo. Explica por qué las nuevas generaciones se enfocan en dejar atrás la vida en la que se trabajaba de cinco a nueve horas diarias, para poder establecer sus propios horarios. Aproximadamente 53 millones de estadounidenses trabajan en esta modalidad. Un estudio de Paychex, servicio de recursos humanos en línea, revela datos sobre esta creciente fuerza laboral. Mediante el análisis que se realizó, durante la revisión de las hojas de vida de los futuros postulantes, se descubre temas sobre cómo la economía, las especialidades y la popularidad del trabajo independiente, influye y toma campo en Estados Unidos.

Durante  los años setenta, ochenta y noventa, el freelance era poco común. Pero una vez que el nuevo milenio golpeó la idea del emprendimiento, esta idea diferente comenzó a atraer gente alrededor del mundo. La economía freelance lo tomó como una oportunidad para el crecimiento del mercado. Entre 2000 y 2014, este segmento de la fuerza laboral creció en un 500 por ciento, según el informe. Las tendencias actuales de startups, la búsqueda de la riqueza y el seguimiento de sus pasiones son fáciles de atribuir a este rápido crecimiento. La tecnología y los recortes de la empresa durante la recesión, también entran en juego con un número cada vez mayor.

El freelance es el trabajo independiente, basado en la especialización de cada individuo, que satisfacen las necesidades de terceros brindándoles sus servicios y conocimientos. Se necesita pensar en grande. Ciudades como Los Ángeles, Nueva York, Denver y Seattle, ofrecen grandes oportunidades para los empleados, posicionándolos como  las ciudades con más freelancers alrededor del mundo. Con infinitas oportunidades creativas, no es extraño que escritores, diseñadores y artistas freelance tomen como opción en estas ciudades denominadas como  las ciudades de moda.

Entre estos 53 millones de freelancers en los EE.UU., 14,3 millones son “moonlighters” (las personas que tienen puestos de trabajo a tiempo completo y freelance como un trabajo adicional). Otros 9,3 millones también tienen múltiples fuentes de ingresos, tales como un trabajo a tiempo parcial, además de su trabajo independiente. Los restantes son freelancers a tiempo completo, que trabajan sobre una base de proyecto a proyecto. De las 400,000 hojas de vida analizadas, más de 134,000 revelaron que la mayoría de personas sólo forma parte del freelance por un año, regresando a un trabajo más prometedor, posiblemente por el dinero, la estabilidad o beneficios que brindan  las empresas. Sin embargo, en un mundo que promueve la independencia, el éxito y un espíritu empresarial diferente, no es ninguna sorpresa que la popularidad de freelance esté en aumento.

A %d blogueros les gusta esto: